Tundra Viajes

Información

Viaje a la Antártida: pingüino barbijoTundra Viajes

El pingüino barbijo es una de las distintas especies de pingüinos que tendremos ocasión de conocer durante nuestros viajes a la Antártida.

Viaje a la Antártida: pingüino barbijo

Cada persona es un mundo y cada cual escoge el destino de sus viajes por motivos que no siempre coinciden con los de la gran mayoría. Sin embargo, en el caso de los viajes a la Antártida, todos nuestros clientes comparten un sueño y éste es ver pingüinos. Y es que, si hay alguna especie animal que represente mejor a la Antártida, ésta es el pingüino.

 

Son siete las especies de pingüino que se encuentran entre la abundante fauna salvaje que tendremos ocasión de ver durante nuestros viajes a la Antártida. De las cuales, el pingüino Barbijo es la más reconocible de todas, gracias a la fina línea negra que le cruza la cara por debajo de la barbilla, recordándonos a un barbijo o barbiquejo y de ahí su nombre.

 

Actualmente se estima que la población mundial de pingüinos barbijo asciende hasta los ocho millones de individuos, lo que la convierte en la segunda especie más numerosa del continente blanco.

 

Por otro lado, no solamente es la más numerosa, sino que también es la más accesible gracias a que el pingüino barbijo nidifica principalmente en las playas de la Península Antártica, que da la casualidad que es el destino de la gran mayoría de nuestros viajes a la Antártida.

 

Entre los principales enclaves para poder ver pingüinos barbijo durante nuestros viajes a la Antártida, mención especial merecen Arctowsky, Isla Half Moon, Isla Petermann, Punta Hannah e Isla Aitcho.

 

Por lo que respecta a las medidas del pingüino barbijo, son de alrededor de 77 cm de altura y unos 5 kg. de peso.

 

Por lo que respecta a su aspecto físico, presenta el abdomen y el pecho de color blanco. Mientras que la espalda es de color negro por completo. La cabeza es también negra por arriba y por los laterales, sin embargo la cara es blanca, excepto la fina línea negra que la cruza por debajo de la barbilla.

 

Por lo que respecta a su alimentación, se basa principalmente en crustáceos y pequeños peces que capturan buceando a una profundidad máxima de 102 m.

 

Como curiosidad, indicar también que los pingüinos barbijo son la única especie del género Pygoscelis en llegar a sus colonias reproductivas  en la Antártida, a finales de octubre y principios de noviembre.

 

Por lo que respecta a sus nidos, los establecen en las laderas des colinas de la playa, hasta 100 metros por encima del nivel del mar, y habitualmente escogen lugares con buen drenaje de agua y abundante nieve para mantener en seco tanto a los nidos como a sus crías.

 

Por lo que respecta a su reproducción, el pingüino barbijo pone dos huevos entre noviembre y diciembre, en función de la latitud donde se encuentre la colonia, y el período de incubación oscila entre los 31 y 39 días. A las 3 semanas de haber roto el cascarón, los padres dejan a las crías en la guardería y se lanzan al mar en busca de comida. Entre los 52 y 60 días de vida, las crías empluman y serán alimentados por sus padres hasta las 7 semanas de vida.

 

De todas las especies de pingüinos que anidan en la Antártida, los pingüinos barbijo son los más ruidosos.

 

¿Te gustaría ver pingüinos barbijo? No lo dudes más y reserva uno de nuestros viajes a la Antártida.

 

En esta página web podrás consultar nuestro calendario de viajes a la Antártida. Si deseas recibir presupuesto para uno de nuestros viajes a la Antártida, por favor rellena y envía toda la información solicitada en nuestra página web.

Imagen corporativa:Xavier Marlí

Diseño y desarrollo web:Xavier Marlí